N.º 1 Consigue las piezas

Esta guía usa software con licencia libre; es completamente transparente y cualquier persona puede copiarlo o crear su propia versión. Esto hace que sea más seguro contra la vigilancia que el software privativo (como Mac OS). Para defender tu libertad, así como también protegerte a tí mismo de la vigilancia, te recomendamos que cambies a un sistema operativo de software libre como GNU/Linux. Aprende más sobre software libre en fsf.org.

Para empezar necesitarás el programa cliente de correo electrónico llamado IceDove instalado en tu equipo. Para tu sistema, IceDove puede ser conocido con otro nombre alternativo como "Thunderbird". Los programas de correo electrónico son otra manera de acceder a las mismas cuentas de correo electrónico a las que accedes usando un navegador (como Gmail), pero proporcionan características adicionales.

Si ya tienes un programa de gestión de correo electrónico, puedes ir al Paso 1.b.

Paso 1.a Configura tu programa de correo electrónico con tu cuenta de correo

Abre tu programa de correo electrónico y sigue el asistente para configurar el programa con tu cuenta de correo electrónico.

Solución de problemas

El asistente no inicia
Puedes lanzar el asistente tu mismo, pero el menú de opciones para hacer eso está llamado de manera diferente en cada programa de correo electrónico. El botón para iniciarlo estaŕa en el menú principal del programa, bajo "Nuevo" o algo parecido, bajo el título de "Añadir cuenta de correo" o "Nueva/existente cuenta de correo."
Mi programa de correo electrónico no puede encontrar mi cuenta, o no está descargando mi correo
Antes de buscar en la Web, nosotros recomendamos que preguntes a otras personas que usen el mismo sistema de correo electrónico, para averiguar las configuraciones correctas.

Step 1.b Consigue GnuPG descargando GPGTools

GPGTools es un software que incluye GnuPG. Descárgalo e instálalo, eligiendo las opciones por defecto cuando se te pregunte. Una vez instalado, puedes cerrar las ventanas que haya creado.

Step 1.c Instala el complemento Enigmail para tu programa de correo electrónico

En el menú de tu programa de correo electrónico, selecciona Complementos (es posible que esté en Herramientas). Asegúrate de que la opción Extensiones esté seleccionada a la izquierda. ¿Puedes ver Enigmail? Si es así, puedes saltarte este paso.

En caso contrario, busca "Enigmail" usando la barra de búsqueda en la esquina superior derecha. Lo puedes instalar desde ahí. Reinicia tu programa de correo electrónico cuando lo hayas hecho.

Las versiones de Enigmail anteriores a la 2.0.6 tienen serios problemas de seguridad. Asegúrate de instalar la versión 2.0.6 o posterior. La versión actual es la 2.0.6.1.

Solución de problemas

No puedo encontrar el menú.
En muchos programas nuevos de correo electrónico, el menú principal está representado por una imagen de tres barras horizontales apiladas.

N.º 2 Crea tus claves

Para usar el sistema GnuPG, necesitarás una clave pública y una clave privada (a las que se hace referencia como par de claves). Cada una de ellas es una larga cadena de números y letras generada aleatoriamente y única para ti. Tus claves pública y privada están enlazadas entre sí mediante una función matemática especial.

Tu clave pública no es como una llave física, ya que se almacena en una guía en línea llamada servidor de claves. Las personas la descargan y la usan junto con GnuPG para cifrar los correos electrónicos que te envían. Puedes imaginarte el servidor de claves como una guía telefónica en la que las personas que quieren enviarte correo electrónico cifrado pueden buscar tu clave pública.

Tu clave privada es más parecida a una llave física, ya que la guardas solo para ti (en tu computadora). Usas GnuPG y tu clave privada juntas para descifrar los correos electrónicos cifrados que otras personas te envían. Nunca deberías compartir tu clave privada con nadie, bajo ninguna circunstancia.

Además del cifrado y descifrado, también puedes utilizar estas llaves para firmar mensajes y comprobar la autenticidad de las firmas de otras personas. Hablaremos más sobre esto en la próxima sección.

Paso 2.a Crea un par de claves

El asistente de configuración de Enigmail debería iniciarse automáticamente. Si no lo hace, selecciona Enigmail → Asistente de configuración desde el menú de tu programa de gestor de correo. No es necesario que leas el texto de la ventana que aparece, a menos que quieras pero es recomendable leer el texto de las pantallas posteriores del asistente. Haz click en "Siguiente" con las opciones por defecto seleccionadas, excepto en estos casos, que están enumerados en el orden en que aparecen:

  • En la pantalla titulada "Cifrado" selecciona "Cifrar todos mis mensajes por defecto, porque la privacidad es crucial para mí."
  • En la pantalla titulada "Firmado" selecciona "No firmar mis mensajes por defecto."
  • En la pantalla titulada "Selección de claves" selecciona "Quiero crear un nuevo par de claves para firmar y cifrar mi correo."
  • En la pantalla titulada "Crear clave" ¡escoge una contraseña segura! Puedes hacerlo de manera manual, o puedes utilizar el método Diceware. Haciéndolo de forma manual es más rápido pero no tan seguro. Utilizar Diceware lleva más tiempo y necesitas de unos dados, pero crea una contraseña que es mucho más difícil de descifra para los atacantes. Para utilizarla, lee la sección "Crear una contraseña segura con Diceware" en este artículo en inglés de Micah Lee.

Si quieres escoger una contraseña de forma manual, escoge algo que puedas recordar con al menos doce caracteres de longitud, e incluye al menos una letra minúscula y mayúscula y al menos un número o símbolo de puntuación. Nunca escojas una contraseña que hayas utilizado en otro sitio. No utilices patrones reconocibles, como cumpleaños, números de teléfono, nombres de mascotas, letras de canciones, citas de libros y cosas similares.

El programa tardará algún tiempo en completar el siguiente paso, la pantalla "Creación de claves". Mientras esperas, puedes hacer otras cosas con tu computadora, como ver una película o navegar por la red. Cuanto más utilices el equipo en este momento, mas rápida será la creación de las claves.

Cuando aparezca la ventana de "Generación de claves completada", selecciona Generar Certificado y guárdalo en un lugar seguro en tu computadora (te recomendamos que crees una carpeta llamada "Certificado de Revocación" en tu carpeta de inicio y que lo guardes ahí). Este paso es esencial para la defensa de tu correo electrónico, como aprenderás mas en la Sección 55.

Solución de problemas

No puedo encontrar el menú de Enigmail.
En muchos programas nuevos de correo electrónico, el menú principal está representado por una imagen de tres barras horizontales apiladas. Es probable que Enigmail esté en una sección llamada Herramientas.
Mi correo se ve muy raro
Enigmail no suele funcionar bien con HTML, que es lo que se utiliza para dar formato al cuerpo de los correos electrónicos, así que puede que deshabilite el formato HTML automáticamente. Para mandar un correo en formato HTML sin cifrado o sin firma, mantenga presionada la tecla Shift cuando seleccione Redactar. Así puede escribir un correo electrónico como si Enigmail no estuviera instalado.
Más recursos
Si tienes problemas con nuestras instrucciones o simplemente quieres aprender más, echa un vistazo a las instrucciones de la wiki en inglés de Enigmail para generar las claves.

Avanzado

Generación de claves mediante la línea de comandos
Si prefieres utilizar la línea de comandos para un mayor grado de control, puedes seguir la documentación en inglés, de The GNU Privacy Handbook. Asegúrate de comprender "RSA y RSA" (el valor por defecto), porque es más novedoso, y más seguro que los algoritmos que recomienda la documentación. También asegúrate que tus par de claves tienen al menos 2048 bits, o 4096 si quieres estar más seguro.
Avanzado par de claves
Cuando GnuPG crea un nuevo par de claves, se compartimenta la función de cifrado de la función de firma mediante "subkey". Si utilizas "subkeys" con cuidado, puedes mantener tu identidad GnuPG mucho más segura y recuperar de manera más rápida una clave comprometida. Alex Cabal y la wiki de Debian ofrecen unas buenas guías (en inglés) para ajustar una configuración de "subkeys" segura.

Paso 2.b Sube tu clave pública a un servidor de claves

En el menú de tu programa de correo electrónico, selecciona Enigmail → Administración de claves.

Haz clic con el botón derecho sobre tu clave y selecciona Subir claves públicas al servidor de claves. Usa el servidor de claves por defecto de la ventana emergente.

Ahora una persona que quiera mandarte un mensaje cifrado puede descargar tu clave pública de Internet. Existen múltiples servidores de claves que puedes seleccionar en el menú cuando subes tu clave, pero todos son copias unos de otros, por lo que no importa cuál de ellos utilices. Sin embargo, a veces tardan varias horas en sincronizarse cuando se sube una nueva clave.

Solución de problemas

La barra de progreso nunca termina
Cierra la ventana emergente de subida, asegúrate de que estás conectado a Internet y vuelve a intentarlo. Si eso no funciona, inténtalo nuevamente seleccionando un servidor de claves diferente.
Mi clave no aparece en la lista
Prueba a seleccionar la casilla Mostrar por defecto todas las claves.
Más documentación
Si tienes problemas con nuestras instrucciones o simplemente quieres saber más, echa un vistazo a la documentación de Enigmail (en inglés).

Avanzado

Subiendo una clave desde la línea de comandos
También puedes subir tus claves a un servidor de claves mediante la línea de comandos. El sitio web de sks mantiene una lista muy recomendable de servidores de claves interconectados. También puedes exportar directamente tu clave como un archivo en tu computadora.

GnuPG, OpenPGP, ¿Qué es esto?

En general, los términos GnuPG, GPG, GNU Privacy Guard, OpenPGP y PGP son usados de manera indistinta. Técnicamente, OpenPGP (Pretty Good Privacy) es el estándar de cifrado y GNU Privacy Guard (a menudo reducido a las siglas GPG o GnuPG) se refiere al programa que implementa dicho estándar. Enigmail es un complemento para el programa de gestor de correo electrónico que te ofrece una interfaz para usar GnuPG.

N.º 3 ¡Pruébalo!

Ahora intercambiarás mensajes de prueba con un programa informático llamado Edward que sabe cómo usar el cifrado. Salvo que se indique otra cosa, son los mismos pasos que seguirías en una correspondencia con una persona real, viva.

Paso 3.a Envíale a Edward tu clave pública

Este es un paso especial que no deberás realizar cuando estés manteniendo correspondencia con una persona real. En el menú de tu programa de correo electrónico, ve a Enigmail → Administración de claves. Deberías ver tu clave en la lista que aparece. Haz clic con el botón derecho sobre tu clave y selecciona Enviar claves públicas por correo. Esto creará un nuevo borrador de mensaje, como si hubieras hecho clic en el botón Redactar.

Dirige el mensaje a edward-es@fsf.org. Escribe por lo menos una palabra (la que quieras) en el asunto y en el cuerpo del correo, no le des a Enviar todavía.

El icono de un candado en la esquina superior izquierda debería estar en color amarillo, lo que significa que el cifrado está activo. Queremos enviar este primer correo especial sin cifrar, así que haz click con el ratón una vez sobre el icono para desactivarlo. El candado debería haberse puesto en color gris, con un punto azul sobre él (para alertarte de que los ajustes por defecto han sido cambiados). Una vez que el cifrado está desactivado, pulsa sobre Enviar.

Puede que Edward tarde dos o tres minutos en responder. Mientras tanto, quizás quieras seguir adelante y revisar la sección Úsalo bien de esta guía. Una vez que te responda, avanza al siguiente paso. De aquí en adelante, estarás haciendo lo mismo que cuando mantengas correspondencia con una persona real.

Cuando abres la respuesta de Edward, GnuPG te pide que introduzcas la contraseña antes de utilizar tu clave privada para descifralo.

Paso 3.b Envía un correo cifrado de prueba

Escribe un nuevo correo electrónico en tu programa de correo electrónico, dirigido a edward-es@fsf.org. Pon como asunto "Prueba de cifrado" o algo similar y escribe algo en el cuerpo.

El icono del candado en la esquina superior izquierda debería estar de color amarillo, esto significa que el cifrado está activado. Estará así por defecto de ahora en adelante.

Al lado del candado, observarás el icono de un lápiz. Hablaremos sobre esto en un momento.

Haz clic en Enviar. Enigmail mostrará una ventana que dice "Los destinatarios no son válidos, no se confía en ellos o no se encuentran".

Para cifrar un correo electrónico para Edward necesitas su clave pública, por lo que Enigmail tiene que descargarla desde un servidor de claves. Haz clic en "Descargar las claves que falten" y usa el servidor por defecto de la ventana emergente que te pide seleccionar un servidor de claves. Una vez que encuentre la clave, selecciona la primera (el identificador de la clave empieza por C), y después selecciona Aceptar. Selecciona Aceptar en la siguiente ventana emergente.

Ahora estás de vuelta en la pantalla de "Los destinatarios no son válidos, no se confía en ellos o no se encuentran". Selecciona la clave de Edward en la lista y haz clic en Aceptar.

Como has cifrado este correo con la llave pública de Edward, se necesita la llave privada de Edward para descifrarlo. Edward es el único que posee su llave privada, nadie excepto él, puede descifrarlo.

Solución de problemas

Enigmail no puede encontrar la clave de Edward
Cierra las ventanas emergentes que han aparecido desde que hiciste clic. Asegúrate de que estás conectado a Internet y vuelve a intentarlo. Si eso no funciona, repite el proceso, seleccionando un servidor de claves diferente cuando te pida seleccionar uno.
Correos descifrados en la carpeta de Enviados
Aunque creas que no puedes descifrar mensajes cifrados por la clave de otra persona, tu programa de correo electrónico guardará automáticamente una copia cifrada con tu clave pública, que serás capaz de ver desde la carpeta de Enviados como un mensaje normal. Esto es normal, y no significa que tus correos no sean enviados cifrados.
Más recursos
Si todavía tienes problemas con nuestras instrucciones o simplemente quieres aprender más, echa un vistazo a la wiki de Enigmail (en inglés).

Avanzado

Cifra tus mensajes desde la línea de comandos
También puedes cifrar y descifrar tus mensajes y archivos desde la línea de comandos, si esa es tu preferencia. La opción --armor hace que la salida cifrada aparezca como un juego de caracteres normales.

Importante: Consejos de seguridad

Incluso si cifras tu correo electrónico, la línea Asunto no se cifra, así que no pongas información privada en ese apartado. Las direcciones de envío y recepción tampoco son cifradas, así que un sistema de vigilancia todavía puede averiguar con quien te estás comunicando. También, los agentes de vigilancia sabrán que estás utilizando GnuPG, incluso aunque no puedan adivinar qué estás diciendo. Cuando envías un adjunto, Enigmail te dará la opción de cifrarlo o no, de manera independiente al correo actual.

Para una mayor seguridad contra potenciales ataques, puedes inhabilitar HTML. En su lugar, puedes reproducir el cuerpo del correo como texto plano.

Paso 3.c Recibir una respuesta

Cuando Edward reciba tu correo electrónico, usará su clave privada para descifrarlo, luego usará tu clave pública (la que le enviaste en el Paso 3.A) y la usará para cifrar la respuesta que te envíe.

Puede que Edward tarde dos o tres minutos en responder. Mientras tanto, quizás quieras seguir adelante y revisar la sección Úsalo bien de esta guía.

Cuando recibas el correo electrónico de Edward y lo abras, Enigmail detectará automáticamente que está cifrado con tu clave pública, y usará tu clave privada para descifrarlo.

Observa la barra que Enigmail te muestra encima del mensaje, con información sobre el estado de la clave de Edward.

Paso 3.d Enviar un correo cifrado de prueba

GnuPG incluye una forma de firmar mensajes y archivos, verificando que provienen de ti y que no fueron manipulados por el camino. Estas firmas son más robustas que las análogas hechas a mano en un papel, estas son imposibles de falsificar, porque son imposibles de crear sin tu clave privada (otra razón para mantener tu clave privada a salvo).

Puedes firmar mensajes a cualquiera, así que es una gran forma de poner al tanto a la gente de que utilizas GnuPg y que pueden comunicarse contigo de manera segura. Si no utilizan GnuPG, serán capaces de leer tu mensaje y ver tu firma. Si ellos tienen GnuPG, serán capaces de verificar que tu firma es auténtica.

Para firmar un correo a Edward, redactale cualquier mensaje y haz click sobre el icono del lápiz, al lado del icono del candado, que se pondrá de color dorado. Si firmas un mensaje, GnuPG te preguntará por tu contraseña antes de enviarlo, porque necesita desbloquear tu clave privada para firmarlo.

Con los iconos del candado y el lápiz, puedes escoger si cada mensaje será cifrado, firmado, ambos o ninguno.

Paso 3.e Recibir una respuesta

Cuando Edward recibe tu correo, él usará tu clave pública (que le has enviado en el Paso 3.A) para verificar que tu firma es auténtica y el mensaje que has enviado no ha sido manipulado.

Puede que Edward tarde dos o tres minutos en responder. Mientras tanto, quizás quieras seguir adelante y revisar la sección Úsalo bien de esta guía.

La respuesta de Edward llegará cifrada, porque él prefiere usar el cifrado siempre que sea posible. Si todo ha ido de acuerdo al plan, debería decir "Tu firma fue verificada." Si tu prueba de firma de correo también fue cifrada, él lo mencionará eso primero.

N.º 4 El Anillo de Confianza

El cifrado de correo electrónico es una tecnología poderosa, pero tiene sus debilidades; requiere una manera de verificar que la clave pública de una persona es realmente suya. De otra forma, no habría modo de impedir que un atacante cree una dirección de correo electrónico con el nombre de tu amigo, cree claves con esa dirección y suplante a tu amigo. Es por eso que los programadores de software libre que desarrollaron el cifrado de correo electrónico crearon la firma de las claves y el Anillo de Confianza.

Cuando firmas la clave de alguien, estás diciendo públicamente que verificas que pertenece a esa persona y no a un impostor.

Firmar claves y firmar mensajes utiliza el mismo tipo de operación matemática, pero estas tienen diferentes implicaciones. Es una buena práctica firmar generalmente tu correo, pero si por casualidad firmas claves de otra gente, puedes accidentalmente garantizar la identidad de un impostor.

Las personas que usan tu clave pública pueden ver quien las ha firmado. Una vez que hayas usado GnuPG durante mucho tiempo, tus claves pueden tener cientos de firmas. Se puede considerar una clave como de más digna de confianza si tiene muchas firmas de personas en quien tu confías. El Anillo de Confianza es la constelación de usuarios de GnuPG, conectados entre sí mediante las cadenas de confianza expresadas a través de las firmas.

Paso 4.a Firma una clave

En el menú de tu programa de correo electrónico, ve a Enigmail → Administración de claves.

Haz clic con el botón derecho sobre la clave pública de Edward y selecciona Firmar clave desde el menú contextual.

En la ventana que emerge, selecciona "No responderé" y haz clic en Aceptar.

Ahora deberías haber regresado al menú del Gestor de Claves. Selecciona Servidor de claves → Subir claves públicas y haz clic en Aceptar.

De hecho acabas de decir "Confío en que la clave pública de Edward realmente pertenece a Edward". Esto no significa mucho debido a que Edward no es una persona real, pero es una buena práctica.

Identificando claves: Huellas digitales e identificadores de claves

Las claves públicas de las personas se identifican habitualmente por su huella digital, que es una cadena de dígitos como F357AA1A5B1FA42CFD9FE52A9FF2194CC09A61E8 (para la clave de Edward). Puedes ver la huella digital de tu clave pública, y de otras claves públicas que han sido guardadas en tu computadora, yendo a Enigmail → Administración de claves en el menú de tu programa de correo electrónico, haciendo luego clic con el botón derecho en la clave y seleccionando Propiedades de la clave. Es una buena práctica compartir tu huella digital cada vez que compartas tu dirección de correo electrónico, así otras personas podrán verificar que tienen la clave pública correcta cuando descarguen tu clave desde un servidor de claves.

Puedes ver también que se hace referencia a las claves públicas mediante su identificador de clave, que consiste simplemente en los ocho últimos caracteres de la huella digital, como C09A61E8 para Edward. El identificador de clave es visible directamente desde la ventana de administración de claves. Este identificador de clave es como el nombre de pila de una persona (es un atajo útil pero puede no ser único para una clave dada), mientras que la huella digital realmente identifica una clave de manera única sin la posibilidad de confusión. Si solo tienes el identificador de la clave, puedes todavía buscar la clave (así como también su huella digital), como hiciste en el paso 3, pero si aparecen varias opciones, necesitarás la huella digital de la persona con la que estás tratando de comunicarte para ver cuál utilizar.

Importante: Qué tener en cuenta cuando firmas claves

Antes de firmar la clave de una persona, necesitas tener confianza de que realmente le pertenecen, y que es quien dice ser. Lo ideal, esta cinfidencia proviene de tener interacciones y conversaciones con ellos durante un tiempo, y siendo testigo de interacciones entre ellos y otras personas. Siempre que firmes una clave, pregúntale que muestre la huella pública completa, y no sólo el identificador de clave. Si sientes que es importante firmar la clave de alguien que acabas de conocer, también pide que te enseñen la tarjeta de identificación, y segúrate de que el nombre del identificador corresponde con el nombre que aparece en la clave pública. En Enigmail, responde honestamente en la ventana que aparece y te pregunta "¿Con cuanto cuidado ha comprobado que la clave que va a firmar pertenece actualmente a la(s) persona(s) indicada(s) arriba?"

Avanzado

Dominar el anillo de confianza
Desafortunadamente, la confianza no se difunde entre los usuarios de la manera en que mucha gente cree. Una de las mejores maneras de fortalecer la comunidad de GnuPG es comprender de manera profunda el anillo de confianza y firmar cin cuidado las ckaves de la gente en las que las circunstancias lo permitan.
Establecer confianza en el propietario
Si confías en alguien lo suficiente para validar las claves de otra gente, puedes asignarles un nivel de confianza en el propietario mediante la ventana de administración de claves de Enigmail. Haz click con el botón derecho del ratón en la clave de otra persona, después ve a la opción del menú "Establecer confianza del propietario", selecciona el nivel de confianza y haz click en Ok. Haz esto sólo una vez que creas que tienes un profundo conocimiento del anillo de confianza.

N.º 5 Úsalo bien

Cada persona usa GnuPG de una manera un poco diferente, pero es importante seguir algunas prácticas básicas para mantener tu correo electrónico seguro. Si no las sigues, pones en peligro la privacidad de las personas con las que te comunicas, como también la tuya, y dañas el Anillo de Confianza.

¿Cuándo debería cifrar?¿Cuando debería firmar?

Mientras más mensajes cifres, mejor. Si solo cifras tus mensajes ocasionalmente, cada mensaje cifrado podría activar un marcador de mensaje importante en los sistemas de vigilancia. Si todo tu correo electrónico, o la mayor parte, está cifrado, las personas encargadas de vigilar no sabrán por dónde empezar. No estamos diciendo que cifrar solo algunos correos electrónicos no sea útil: es un gran comienzo y dificulta la vigilancia indiscriminada.

A menos que no quieras revelar tu propia identidad (lo que requiere de otras medidas protectoras), no existe una razón para no cifrar cada mensaje, independientemente de que este o no cifrado. Además de permitir a aquellos con GnuPG verificar que los mensajes provienen de ti, firmar es una manera no intrusiva de recordar a todo el mundo que utilizas GnuPG y muestras apoyo por las comunicaciones seguras. Si a menudo mandas mensajes cifrados a gente que no está familiarizado con GnuPG, también está bien incluir un enlace a esta guía en la firma estándar de tu correo (la firma en texto plano, no en la firma criptográfica).

No te fíes de las claves sin validez

GnuPG hace que el correo electrónico sea más seguro, pero sigue siendo importante estar alerta ante las claves sin validez, que podrían haber caído en las manos equivocadas. El correo electrónico cifrado con claves sin validez podría ser leído por los programas de vigilancia.

En tu programa de correo electrónico, ve al primer correo electrónico que Edward te envió. Debido a que Edward lo cifró con tu clave pública, tendrá un mensaje de Enigmail en la parte superior, que probablemente dirá "Enigmail: Parte del mensaje cifrado".

Cuando uses GnuPG, acostúmbrate a mirar esa barra. El programa te avisará si recibes un correo electrónico firmado con una clave en la que no se pueda confiar.

Copia tu certificado de revocación a un sitio seguro

¿Recuerdas cuando creaste tus claves y guardaste el certificado de revocación que creó GnuPG? Es hora de copiar ese certificado en el dispositivo digital de almacenamiento más seguro que tengas: lo ideal es una memoria USB, un disco compacto o un disco duro almacenado en un lugar seguro de tu casa, no en un dispositivo que lleves contigo normalmente.

Si tus claves privadas se pierden o son robadas en algún momento, necesitarás este archivo con el certificado para que los demás sepan que ya no estás utilizando este par de claves.

Importante: actúa con rapidez si alguien consigue tu clave privada

Si pierdes tu clave privada u otra persona se hace con ella (robándola o entrando en tu computadora), es importante que la revoques inmediatamente antes de que otra persona la utilice para leer tu correo electrónico cifrado. Esta guía no cubre cómo revocar una clave, pero puedes seguir las instrucciones (en inglés). Una vez hayas realizado la revocación, envíale un correo electrónico a todas las personas con las que habitualmente utilizas tu clave para asegurarte de que lo sepan, incluyendo una copia de tu nueva clave pública.

"Webmail" y GnuPG

Cuando utilizas un navegador web para acceder a tu correo, estás utilizando "webmail", un programa de correo electrónico almacenado en un sitio web lejano. A diferencia con el "webmail", tu programa de correo electrónico de tu equipo se ejecuta en tu propio ordenador. Aunque "webmail" no puede descifrar correos cifrados, todavía te lo mostrará de forma cifrada. Si de manera principal utilizas el "webmail", sabrás cómo abrir tu cliente de correo cuando recibas un correo cifrado.